Si estás buscando una solución que te ayude a hidratar el rostro, tonifique la piel y reduzca los efectos del envejecimiento, estas mascarillas son para ti.

La razón de porqué añadir este procedimiento a tu rutina de belleza, es porque, aunque suene extraño y doloroso, el frío actúa de manera benéfica con la piel, permitiendo que se relaje y haga choque con los nervios de ésta, manteniéndose activa, provocando que los efectos del envejecimiento se reduzcan y el rostro se mantenga hidratado.

Ice Mask/ Shutterstock

Los principales beneficios que puedes obtener al aplicarte una ice mask son:

  • Ayudas a las células regenerativas
  • Mejoras la circulación de la piel
  • Evitas abscesos y haces que tus poros respiren mejor

¿Cómo hacerla?

Esta nueva tendencia consiste en hacer cubos de hielo que contengan algún ingrediente natural que ataque las distintas necesidades de tu piel. Puedes buscar ingredientes de plantas medicinales o flores silvestres que brinden efectos curativos, ya que, al derretirse el cubo de hielos, sus ingredientes naturales penetrarán a profundidad.

Ice mask aloe vera/ Shutterstock

Lo único que tienes que hacer es preparar tu infusión favorita, como manzanilla, té verde o de lavanda, o si prefieres, puedes licuar un poco de aloe vera y pepino con un poco de agua y congela en una charola para cubos de hielo. Una vez que estén listos, toma un cubito y pásalo por todo tu rostro.