En promedio, el cabello crece de 1 o 1.5 cm por mes, si bien esto no es una regla general, existen particularidades que pueden hacernos pensar que nuestro cabello no crece tan rápido.

Si eres de esas personas que notan que su cabello crece más lentamente de lo que te gustaría, te damos algunos consejos para ayudar a que tu cabello crezca y que además sea de una manera saludable.

Shutterstock

Un cabello sano

Mucha gente cree que cortar las puntas del cabello hace que crezca más rápidamente pero esto no es verdad, sin embargo, si crece más sano y si no lo cortamos y cuidamos, con el tiempo las puntas se estropean y se rompen.

Si crees que tu cabello crece más lento de lo normal, cuídalo al máximo para no tener que cortarlo tan frecuente y evita tratamientos químicos fuertes.

El cuero cabelludo

Un correcto cuidado y estimulación del cuero cabelludo facilitará el crecimiento del cabello. Al estimular la circulación sanguínea de esta zona se favorece la entrada de minerales y de oxígeno al mismo tiempo que se eliminan toxinas.

Activa tu cuero cabelludo realizando un masaje con la yema de los dedos durante dos minutos y con la cabeza hacia abajo para que el flujo sanguíneo sea aún mayor. Además cepilla tu cabello antes de dormir.

Una mejor alimentación

Una buena alimentación es muy importante para aportar a nuestro cabello todas las proteínas y vitaminas que necesita para crecer fuerte y sano.

Es importante consumir también vitaminas A, C y E, así como minerales como el zinc, el hierro y los ácidos grasos Omega 3. Además existen complementos alimenticios específicos para el crecimiento del cabello que te ayudarán a que crezca fuerte.

Shutterstock

El lavado

Si bien es importante tener un cabello limpio, también es importante con qué lavarlo. El pelo contiene aceites naturales que lo hidratan y protegen, al lavarlo, se elimina esta grasa natural, por eso lo recomendable es no lavarlo diario y hacerlo con productos suaves.

Aprovecha la ducha para darte un masaje en el cuero cabelludo. No te excedas con la temperatura del agua porque el calor deshidratará tu cabello.

Los cuidados

Trata delicadamente a tu cabello y evita todas aquellas cosas que lo perjudiquen como secadoras o planchas porque resecan y dañan el pelo. Si no puedes evitar el uso de estos aplica un protector. térmico antes de hacerlo.

Cuando cepilles tu cabello no tires mucho de él porque se puede romper. A la hora de dormir, hazlo sobre una funda de almohada de seda, ya que esta no absorbe la grasa natural del cabello y en consecuencia no los reseca, además de que evita los enredos y no lo fricciona.

No Comments Yet

Comments are closed